TIEMPO PASCUAL


LUNES


SEXTA

VERSÍCULO INTRODUCTORIO




HIMNO



2.- Hoc namque tempus illud est,

quo sæculórum iúdicem

iniústa morti trádidit

mortálium senténtia.


3.- Et nos amóre débito,

timóre iusto súbditi,

advérsus omnes ímpetus

quos særvus hostis íncutit,


4.- Unum rogémus et Patrem

Deum regémque Fílium

simúlque Sanctum Spíritum,

in Trinitáte Dóminum. Amen.



TRADUCCIÓN

1.- Venid, siervos y aclamad al nombre santo de Dios con un canto de súplica y alabanza, que salga de los labios y el corazón. 2.- Porque ésta es la hora en la que, por medio de una sentencia humana, el que es juez de los siglos, se entregó a una injusta condena. 3.- Así, nosotros, sintiendo el debido temor, pero movidos también por el amor, que Él se merece, y, a fin de conseguir que nos defienda contra los ataques de nuestro enemigo, 4.- Imploremos el auxilio del Señor, Uno y Trino, del Padre y del Hijo, que es nuestro Rey, y del Espíritu Santo. Amén.



O bien:




2.- El velo del Templo de Dios, / rasgado, a todos reveló,

que ahora el cielo se abrió, / la oscuridad se disipó.


3.- La alabanza y el honor / a Cristo que resucitó;

y victorioso de la cruz, / reina por siglos sin final. Amén.



SALMODIA


ANT.: Aleluya, aleluya, * aleluya, aleluya.


Salmo 24


1 A ti, Señor, levanto mi alma: /

Dios mío, en ti confío, no quede yo defraudado,

que no triunfen de mí mis enemigos;

3 pues los que esperan en ti no quedan defraudados,

mientras que el fracaso malogra a los traidores.

4 Señor, enséñame tus caminos, /

instrúyeme en tus sendas,

haz que camine con lealtad;

5 enséñame, porque tú eres mi Dios y Salvador,

y todo el día te estoy esperando.

6 Recuerda, Señor, que tu ternura

y tu misericordia son eternas;

7 no te acuerdes de los pecados

ni de las maldades de mi juventud;

acuérdate de mí con misericordia,

por tu bondad, Señor.

8 El Señor es bueno y es recto,

y enseña el camino a los pecadores;

9 hace caminar a los humildes con rectitud,

enseña su camino a los humildes.

10 Las sendas del Señor son misericordia y lealtad,

para los que guardan su alianza y sus mandatos.

11 Por el honor de tu nombre, Señor,

perdona mis culpas, que son muchas.

12 ¿Hay alguien que tema al Señor?

–Él le enseñará el camino escogido:

13 su alma vivirá feliz,

su descendencia poseerá la tierra.

14 El Señor se confía con sus fieles

y les da a conocer su alianza.

15 Tengo los ojos puestos en el Señor

porque él saca mis pies de la red.

16 Mírame, oh Dios, y ten piedad de mí,

que estoy solo y afligido;

17 ensancha mi corazón oprimido

y sácame de mis tribulaciones.

18 Mira mis trabajos y mis penas

y perdona todos mis pecados;

19 mira cuántos son mis enemigos,

que me detestan con odio cruel.

20 Guarda mi vida y líbrame,

no quede yo defraudado de haber acudido a ti.

21 La inocencia y la rectitud me protegerán,

porque espero en ti.

22 Salva, oh Dios, a Israel

de todos sus peligros.



ANT.: Aleluya, aleluya, aleluya, aleluya.


LECTURA BREVE Col 2,9.10a.12

En Cristo habita corporalmente toda la plenitud de la divinidad, y por él habéis obtenido vuestra plenitud. Por el bautismo fuisteis sepultados con él, y habéis resucitado con él, porque habéis creído en la fuerza de Dios que lo resucitó de entre los muertos.


Jn 20,20

V/. Los discípulos se alegraron, aleluya.

R/. Al ver al Señor, aleluya.



VERSÍCULO FINAL




CONMEMORACIÓN DE LOS DIFUNTOS


V/. Que por la misericordia de Dios las almas de los fieles difuntos descansen en paz.


R/. Amén.